¿Tienes el cabello graso? Aquí revelamos mitos y verdades

Consejos para que tus uñas crezcan fuertes
diciembre 28, 2020
Cabello rizado. Nuevas tendencias en cortes para el 2021
enero 19, 2021

¿Cabello graso? Existen muchas dudas respecto a qué es cierto, y a qué es falso, cuando de creencias del cabello graso se trata. ¿Será verdad que hay que lavarlo todos los días? ¿O que es una condición irreparable? Pues llegaste al artículo indicado, porque aquí resolverás todas tus dudas en torno a este tema. ¡Comencemos!

¿cabello graso?

  • ¿Qué es el cabello graso?

Se trata del cabello que tiene exceso de grasa natural, tanto así que puede llegar a mostrar un aspecto sucio. Una manera de comprobar que tienes este tipo de pelo, es observar si la raíz, en vez de unificar las hebras, las separa en pequeños mechones, tal cual como se abre el cabello al pasarle un peine. Además, si luego de lavar tu pelo, en poco tiempo vuelve a generar abundante sebo, es un señalizador de que eres de pelo graso.

Ahora, una vez hayas determinado y corroborado que este es tu tipo de cabello, ¡no te desesperes! Ni mucho menos creas todo lo que dicen de esta tipología capilar. Por eso a continuación desmentiremos algunos rumores y confirmaremos algunos otros, que de seguro te serán útiles.

  • Mito: El agua caliente ayuda a disolver la grasa

¡Totalmente falso! Este es un pensamiento común que suelen tener las personas y está bastante alejado de la realidad. En primer lugar, porque la grasa del cuero cabelludo no actúa como la de la cocina. Y en segundo lugar, porque el agua caliente estimula las glándulas sebáceas, produciendo así más grasa.

Ahora, se cree que irse al otro extremo es recomendable, y tampoco funciona. Porque el agua muy fría genera efecto rebote y reseca la piel, generando más sebo aún para protegerse. ¿El balance entre ambas sería lo adecuado entonces? ¡Sí! El agua tibia es el intermedio perfecto para mantener las cutículas cerradas, y evitar el exceso de grasa.

  • Verdad: No es recomendable lavar demasiado el cabello

Sí piensas que la manera de deshacerte de la grasa capilar es lavando el cabello constantemente, ¡estás errada! De hecho, es perjudicial. Ya que en cada lavado se desprenden los aceites naturales del pelo, y esto se traduce en que las glándulas sebáceas producirán más sebo para compensar esta pérdida.

Pero, esto tampoco significa que las personas con cabello graso deben lavarlo menos. En estos casos lo que importa, aparte de la frecuencia, que pudiese ser inter diaria (o diaria cuando sea necesario), es que te duches con un champú especial para este tipo de cabello. Así como lo es nuestro champú de la Línea Lima Limón, desarrollado para controlar las raíces grasas y purificar el cuero cabelludo con sus activos naturales.

  • Mito: No se debe hidratar el cabello graso

“No debemos hidratar el cabello graso para no producir más grasa”, es uno de los comentarios que le da fuerza a este gran mito. Por eso quienes piensan que no necesitan acondicionador porque el exceso de sebo basta, ¡se equivocan! El cabello graso, al igual que cualquier otro, requiere hidratación para evitar la resequedad y suavizar la fibra capilar.

El truco está en saber elegir ingredientes refrescantes e hidratantes que no dejen las mechas pesadas, sino que aporte brillo, sin obtener un aspecto sucio.

Tal es el caso del Baño de Crema Lima Limón de HD Cosmetics. Formulado con keratina y provitamina B5, que otorga máxima luminosidad al cabello y refresca las hebras al mismo tiempo.

  • Verdad: El sebo absorbe suciedad

Es cierto. La producción de grasa continua puede crear en el cuero cabelludo una especie de imán pegajoso que atrapa el polvo y atrae suciedades. Por ello te aconsejamos que utilices accesorios como sombreros o gorras cuando sea necesario. Y que en verano, o durante períodos donde el calor te haga sudar y dispersar la grasa; mantengas el control lavando tu cabello con Lima Limón.

  • Mito: Cepillar el cabello de manera constante evita la producción de sebo

¡Falso! Al contrario, el roce entre el cepillo y el cuero cabelludo origina mayor cantidad de grasa. Además, el cepillado continuo causa fricción, provocando rotura en la cutícula y volviendo el cabello quebradizo. Lo ideal es desenredar el cabello con un peine de cerdas gruesas y aplicando una crema para peinar libre de parabenos.

  • Verdad: La cantidad de acondicionador que se use hace la diferencia

Si bien es cierto que es vital que hidrates tu cabello graso, también tienes que prestar atención a la cantidad de producto que te aplicas. Ya que si exageras en tanto en la porción, como en el tiempo que se reposa el acondicionador sobre tu cabello; el resultado será una textura pesada. Por ejemplo, el cabello largo y grueso necesita más producto, que el cabello corto y fino.

¡El balance es la clave!

Una vez descifrados todos los rumores referentes al cabello graso, el siguiente paso es equilibrar la naturaleza de tu cabello, y apostar siempre por fórmulas reguladoras de sebo, que te hagan sentir frescura y suavidad, que te hagan brillar en HD como lo hacemos en HD Cosmetics.

¡Vive la experiencia de lucir una melena espectacular!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *